Diferencias entre flaco y delgado

El vocablo cuerpo proviene del latín corpus, que hace referencia a la figura del cuerpo humano que está formada por la cabeza, el tronco, las extremidades superiores (brazos) y las extremidades inferiores (piernas) y cuyo estudio de su estructura y morfología es llamada anatomía. Entonces, es la agrupación de todas las partes materiales que ayudan a formar un organismo, destacando el oxígeno y el hidrógeno como los elementos químicos más abundantes.

Muchas personas persiguen el peso ideal de su cuerpo y para ello es necesario calcular el Indice de Masa Corporal, que es el resultado de dividir tu peso entre tu estatura al cuadrado, y según lo obtenido puede considerarse un peso sano o no.

A continuación vamos a analizar dos tipos de cuerpos: flaco y delgado. Parecen lo mismo pero no lo son, así que sigue leyendo para averiguar sus pequeñas diferencias.

Una persona flaca no tiene nada de grasa mientras que una delgada sí

Diferencias generales

  • Una persona flaca no tiene prácticamente grasa en el cuerpo, mientras que una delgada tiene algo.
  • Una persona flaca tiene un peso menor de lo que debería, mientras que una delgada tiene el peso adecuado.
  • El término flaco se usa como una connotación negativa, mientras que delgado no.

Diferencia en el concepto

El vocablo latino flaccus llegó al castellano como flaco y hace referencia a aquella persona que pesa muy poco, por eso, lo normal es que esté demacrada y que los huesos se vean considerablemente. En el caso de delgado, es una palabra que se usa más para aquella figura esbelta y que tiene un peso y unas proporciones ideales para su tamaño.

Connotación negativa o positiva

Cuando se utiliza flaca se hace con una connotación negativa, e incluso, peyorativa, ya que se ve a una persona débil físicamente que puede aludir a la desnutrición. Si nos enfocamos en la palabra delgada, se puede observar que normalmente se usa de forma positiva, por ejemplo, se puede decir que alguien se puede ver más delgada con esa prenda y que se ve bien.

Condición o cualidad

Si observamos con minuciosidad, podemos considerar que flaco es una condición, ya que puede ser un estado como tal, invariable en el tiempo. Esto quiere decir que es la propia contextura del cuerpo y que, en ocasiones, no cambia por mucho que se quiera. Mientras, en el caso de delgado, este se considera una característica del volumen, es decir, una cualidad. Esto se comprende como los caracteres adquiridos que diferencian a los individuos y que pueden ir cambiando a lo largo de los años.

Un individuo flaco es así de nacimiento y, en ocasiones, también se le considera delgado, mientras que alguien puede ser delgado pero no flaco.

Diferencia en lo que se desea

Normalmente, las personas desean ser delgadas pero no flacas, aunque hay que tener en cuenta que cada cuerpo y peso es único. Si se desea ver delgada es fundamental ir a un profesional de nutrición para no provocar problemas de salud como pueden ser la anorexia o la bulimia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *