Diferencias entre arena de silice y arena aglomerante

¿Qué es una bandeja de arena o arenero? Se conoce así al recipiente de interior que tienen los gatos para depositar las heces y la orina, por lo que es fundamental en la higiene del gato que vive en un domicilio y que no se le permite siempre salir al exterior para evitar algún peligro. En la naturaleza, el gato excreta en zonas con arena o blandas para que pueda enterrar los restos sin gastar mucha energía, entonces para simular lo mismo se prepara una bandeja con unos 5 cm de arena de alto.

Según el Grupo de Especialistas en Medicina Felina de AVEPA (GEMFE), lo ideal es limpiar el arenero correctamente cada dos días y cambiar la arena para colocar una limpia y nueva todos los días, siempre y cuando se retiren las heces y los aglomerados de orina.

Hay distintos tipos de arena, pero en este caso vamos a hablar acerca de las diferencias entre arena de silice y arena aglomerante.

El aglomerante forma grumos  mientras que la arena de sílice absorbe

Diferencias generales

Arena de silice Arena aglomerante
Ventajas No genera polvo

Consumo provechoso

Paraliza los olores

Limpiar fácil

Absorbe líquidos

Se forma poco olor

Consumo económico

Desventajas Rechina al escarbar

Aceptación limitada

Forma polvo

Pegar a la bandeja inferior

Diferencia en la composición

La arena de silice para el gato está compuesta por cristales de silice pequeños, es decir, un grupo de minerales de silicio y oxígeno, los elementos más abundantes en el planeta. Se considera un material con mucho poder de absorción y biodegradable que hace que no se quede la arena pegada a las patas del animal.

Respecto a la arena glomerante, está compuesta en su mayoría por un mineral, concretamente  por bentonita. Esta se define como un tipo de mineral cristalino que se parece mucho a la arcilla de grano muy fina formada por desvitrificación. En muchas ocasiones también posee minerales accesorios como el feldespato, la biotita, el cuarzo y el circón, entre otros.

Diferencia en la limpieza y el olor

La arena de silice es un gel sintético que absorbe muy bien la humedad, por lo que es ideal para que la arena se mantenga limpia lo máximo posible. Sí que es cierto que no es compacta, pero cuando se quita la humedad la arena sí se queda seca, lo que provoca que su uso se prolongue 4 semanas más, siempre y cuando se retiren las heces a diario.

No hay que olvidar que la arena de silice es muy efectiva en el control de los olores, algo fundamental dentro de la vivienda.

Si nos detenemos en la arena aglomerante, cabe manifestar que es una muy buena opción al aglomerar la orina formando bolas. Esto provoca que la arena limpia y sucia se separe y el olor disminuya, además de que es muy fácil retirar dichas bolas con una pala. Eso sí, es fundamental limpiarla todos los días para que la duración de la arena se prolongue más, además de que el arenero tenga una capa de 5 cm.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *