Diferencias entre playa de arena y playa de piedra

Quizás uno de los espacios naturales más visitados por parte del ser humano es la playa y esta se describe como un accidente que surge mediante la acumulación de sedimentos que no se han consolidado por la acción del oleaje y hay ciertos fenómenos que la pueden hacer desaparecer. Se considera inestable al variar en cuanto a su dimensión según el movimiento del agua, sobre todo aquella que se forma al lado del mar o del océano, a diferencia de la que se origina junto a un lago o una laguna.

Hay distintos tipos de playas y una de las más conocidas y visitadas por la gente es la playa de arena, que es ideal para la recreación, desempeñando funciones fundamentales, ya sea en el ámbito económico, cultural o social, muchas veces impulsando la industria turística.

¿Quieres conocer las diferencias entre playa de arena y playa de piedra? ¡Pues no frenes aquí y sigue leyendo!

El tipo de playa depende de lo fuerte o no que sea el oleaje

Diferencia en el concepto

Por un lado, la playa de arena destaca por ser el resultado del comportamiento del mar que las riega y la erosión de las rocas y del arrecife de coralino, por lo que no solo contiene un tipo de composición mineral. Hay que especificar que, normalmente, es de sílice, pero en muchas ocasiones también está formada por restos de animales (coral, foraminíferos).

Por otro lado, la playa de piedra, como su propio nombre indica, es la que está formada por una materia mineral dura y de estructura compacta. Es cierto que este tipo de accidente geográfico surge al haber una erosión mucho mayor en los acantilados y las rocas por la fuerte agitación de la marea.

Por lo tanto, el motivo de que en una playa haya arena y en otra rocas es la agitación del mar que hace que arrastre distintos materiales, siendo la más conocida la fina de arena de coral con un límite de unas 40 micras de lado.

Diferencia en el color

De forma general, el color que posee cada playa depende del origen de la misma respecto al entorno costero y de la composición mineral de las rocas que la conforman.

Lo más habitual en la playa de arena es encontrarse un color más blanquecino o amarillento, teniendo la primera piedra caliza erosionada y la segunda elevada cantidad de cuarzo.

La playa de piedra suele ser grisácea, aunque hay algunas excepciones, por ejemplo, la playa con piedras de colores en lago Huron en Canadá.

Diferencia en los ventajas y los inconvenientes

La playa compuesta por arena es más blanca y está más plana, por lo que es perfecta para ir con los más pequeños y así poder andar con total comodidad y jugar a construir castillos con el cubo y la pala. En el caso de la de piedra, la principal ventaja es que cuando hay mucho viento no va a salir la arena volando y molestar a las personas que están disfrutando.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *