Diferencias entre cliente y consumidor

El término de empresa hace referencia a una organización de fines económicos o comerciales que se centra en la elaboración o prestación de bienes o servicios que son necesarios para satisfacer las necesidades de la sociedad y obtener una ganancia por ello. Para que se desempeñe correctamente la producción de la organización es necesario que haya una planificación anticipada y unas estrategias definidas por el equipo de trabajo.

También tienen que saber detectar correctamente quién es el cliente y quien el consumidor, ya que cada uno de ellos brinda unos beneficios específicos a la empresa, además de tener que planear estrategias diferentes para mantener su preferencia.

A continuación se exponen las diferencias entre el cliente y el consumidor, ya que son muy importantes para una empresa u organización.

El cliente compra por placer y el consumidor por necesidad

Diferencia en el concepto

Por un lado, el cliente es una persona o entidad que adquiere los bienes y servicios que le brinda una organización de forma regular o también puede ser aquella que compra en un establecimiento comercial o público regularmente.

Por otro lado, el consumidor hace referencia a una persona que consume bienes y productos en una sociedad de mercado. A su vez, en el artículo 3 de la Ley General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios y otras leyes complementarias el consumidor se define como “la persona física que actúa con un propósito ajeno a su actividad comercial, empresarial, oficio o profesión“.

 Diferencia en la forma de compra

Normalmente, el cliente es quien disfruta cuando está de compras o está consumiendo un bien o servicio porque a lo largo de los días ha forjado un vínculo de fidelidad y lealtad con la marca en cuestión. Las organizaciones suelen centrarse en conocer a su cliente, ya que les brinda la oportunidad de dirigir su empeño y atención para que quede satisfecho.

Respecto al consumidor, este suele ser anónimo y compra el bien o servicio por pura necesidad. Entonces, cuando tienen que escoger el producto se fija detenidamente en el parámetro económico, la cercanía geográfica o el hecho de encontrarse en un sitio en concreto.

Relación de la empresa con el cliente y el consumidor

Las organizaciones manejan los datos de sus clientes, ya que suelen hacer negociaciones de compra de productos de forma regular. De esta manera diseñan experiencias personalizadas para hacerlos sentir que son el verdadero centro del negocio. En el caso de los consumidores, las empresas optan por dejar sus datos en el anonimato.

Ejemplos de estrategias de retención a clientes

  • Utilizar las redes sociales.
  • Dar a los clientes el poder de la practicidad.
  • Utilizar experiencias para evocar sentimientos.
  • Crear un boletín.

La diferencia más destacada entre el cliente y el consumidor es la forma de compra.

En definitiva, el cliente busca la marca y es fiel a ella al sentirse identificado y el consumidor compra de forma esporádica fijándose en el precio del producto, la proximidad de la tienda o la hora en la que se realiza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *